Menú

Tortitas de harina de garbanzo

Hoy os traigo una receta diferente, sencilla y muy rápida: tortitas de harina de garbanzos que se pueden utilizar para hacer fajitas, burritos, o ¡lo que se os ocurra!

Se acerca el fin de semana, y a todos nos apetece salirnos de la rutina y hacer algo diferente, y sobre todo a la hora de comer. Por eso estas tortitas os encantarán.

La harina de garbanzo es muy buena opción para todas aquellas personas que no puedan tomar trigo, que quieran consumir más legumbres o que necesiten enriquecer su alimentación con un aporte extra de proteínas.

Esta harina, al ser de legumbre, tiene mayor porcentaje de proteínas que la harina de trigo normal.

 

Tortitas de harina de garbanzos

Tortitas de harina de garbanzos

Verónica Vélez
Esta receta es muy muy sencilla,  rápida y además está buenísima.
(5 votos en total)
Tiempo de preparación 3 minutos
Tiempo de cocción 10 minutos
Tiempo total 13 minutos
Plato Plato principal
Cocina Mediterránea
Raciones 2 raciones
Calorias 178 kcal

Ingredientes
  

  • 100 g harina de garbanzo
  • 200 ml agua
  • 1 cdta. curry
  • 1 cdta. jengibre en polvo
  • 1 cdta. c'urcuma en polvo

Elaboración paso a paso
 

  • Ponemos todos los ingredientes en una coctelera, o en una batidora y batimos bien.
  • Ponemos unas gotitas de aceite de oliva virgen extra en una sartén y cuando esté bien caliente vertemos un poco de la mezcla preparada.
  • Pasados unos minutos, cuando veamos que ha cuajado un poco, damos la vuelta.
    Así hasta terminar la masa.

Información nutricional

Valores nutricionales
Tortitas de harina de garbanzos
Cantidad de la ración (50 g)
Calorias 178 Calorías provenientes de grasas 25
% Diario recomendado*
Grasa 2.8g4%
Grasa saturada 1.8g11%
Grasa polinsaturada 1.5g
Grasa monosaturada 1g
Carbohidratos 27.5g9%
Fibra 4.8g20%
Proteina 10.6g21%
* Percent Daily Values are based on a 2000 calorie diet.

 

Puedes rellenar las tortitas como hice yo: con un picadillo de tomate, aguacate, cebolla y zanahoria. Todo aliñado con un un poco de sal y limón. O también puedes rellenarlas con guacamole, hummus de berenjena o ¡cualquier paté vegetal que se te ocurra!

Espero que disfrutéis esta receta tanto cómo la he disfrutado yo y me contéis vuestras innovaciones en mi instagram @vero.nutri.

Como siempre, os animo a suscribiros a nuestra lista de correo para recibir todas las novedades en Cocinando con Ciencias.

 

Suscríbete a nuestra newsletter