Menú

Chips de Kale

¿A quién no le apetece picar algo antes de cenar? O, ¿cuando invita a unos amigos a casa? O quizás, ¿mientras vemos un partido por la tele?  Y si además fuera un snack saludable, mejor que mejor. Esta opción de los chips de Kale es genial ya que nos aporta nutrientes interesantes y muy pocas calorías.

Esas cualidades las tienen la mayoría de las verduras y las frutas, y por ello te voy a enseñar a hacer unos chips de kale, para que puedas disfrutar de un snack con estas cualidades.

chips de kale

Chips de Kale

Verónica Vélez
Snacks caseros y saludables para picar
Sin votos todavía
Tiempo de preparación 5 minutos
Tiempo de cocción 15 minutos
Tiempo total 20 minutos
Plato Snack
Cocina Mediterránea
Raciones 2 raciones
Calorias 72 kcal

Ingredientes
  

  • 200 g Kale
  • 1 cda. aceite de oliva virgen extra
  • 2 cucharadas zumo de limón
  • Sal
  • Pimentón dulce
  • Pimentón picante
  • Ajo en polvo

Elaboración paso a paso
 

  • Precalentamos el horno 160ºC
  • Lavamos y secamos bien las hojas de kale.
  • Las ponemos en un bol y especiamos.
  • Añadimos el limón y a continuación un chorrito de AOVE.
  • Lo removemos todo bien y las ponemos sobre papel vegetal en una bandeja de horno bien repartidas.
  • Horneamos durante 15 min. Deben quedar crujientes.
  • Sírvelas en un bol y ¡ya tienes tu aperitivo listo!

Información nutricional

Valores nutricionales
Chips de Kale
Cantidad de la ración
Calorias 72 Calorías provenientes de grasas 49
% Diario recomendado*
Grasa 5.4g8%
Grasa saturada 0.74g5%
Grasa polinsaturada 0.72g
Grasa monosaturada 3.7g
Sodio 217mg9%
Potasio 228mg7%
Carbohidratos 5.6g2%
Fibra 2g8%
Proteina 1.9g4%
Vitamina A 22700IU454%
Vitamina C 38mg46%
Calcio 70mg7%
Hierro 2.2mg12%
* Percent Daily Values are based on a 2000 calorie diet.

¿Sabías qué?

El Kale también es conocido como berza o col rizada y es de la familia de las crucíferas. Es una fuente interesante de minerales como el hierro, calcio, fósforo, magnesio y potasio. Como todos los vegetales de hoja verde también nos aporta una buena cantidad de vitaminas como son la vitamina k, vitamina C, ácido fólico y el precursor de la vitamina A como es el betacaroteno. Es por esto es que se le atribuyen propiedades antioxidantes.

Claro está que si sometemos al kale a una fuente de calor, como es el horno, perderá parte de sus vitaminas, ya que estas son bastante termolábiles. Pero no así sus minerales, pues el calor es seco.

El kale se puede consumir en ensalada, pero a diferencia de otras coles, sus hojas son ásperas y algo astringentes, cosa que no a todo el mundo suele gustar. Por ello, estos chips de kale son una manera genial de consumirlo.

Por último, también es fuente de fibra insoluble, muy recomendado en personas que deban seguir una dieta para bajar el colesterol.

Muchas gracias por leer estas nuevas recetas que estoy preparando para el blog de Cocinando con Ciencias.

Si queréis, podéis encontrarme en mi Instagram, ¡Os prometo que traeré muchas más recetas veganas! 😉

 

Vero Vélez